Material de oficina moderno

En el artículo de hoy, vamos a hablar de algo tan interesante como es el material de oficina.

Y es que, todas aquellas personas que hayan trabajado en una oficina hace una o dos décadas, y todavía lo sigan haciendo a día de hoy, seguramente se estén dando cuenta de que la tecnología está irrumpiendo de una manera extraordinaria. Es más, se podría decir sin ninguna clase de temor a equivocarse, que poco o nada tienen que ver los elementos que se utilizaban hace 15 o 20 años con los elementos y los dispositivos que se utilizan a día de hoy en pleno siglo XXI. Por todo ello, y casi a modo de curiosidad, vamos a ver algunos de estos elementos y algunos de estos dispositivos para tener una perspectiva de cómo han ido evolucionando a lo largo del tiempo.

A decir verdad, parece ayer cuando todavía teníamos que redactar extensos informes o bien a mano o bien a través de una máquina de escribir. Pues bien, a día de hoy, un procesador de textos, el cual, está dentro de un ordenador, es considerado como uno de los materiales de oficina más básicos y más imprescindibles que se pueden tener. No solamente nos ahorra una gran cantidad de tiempo sino que al mismo tiempo nos permite hacer esta tarea de una manera mucho más efectiva y cometiendo un número de errores mucho menor. Y es que, el tiempo y la eficiencia son dos parámetros que tienen muy en cuenta, y cada día lo van a tener más, las empresas del año 2017.

También tenemos que hablar de las máquinas de hacer fotocopias. Es cierto, que a día de hoy todavía se siguen utilizando en todas las empresas de la geografía mundial. Sin embargo, tenemos que ser honestos con nosotros mismos, y tenemos que reconocer que no tienen prácticamente ningún elemento de similitud. Y es que, si bien es cierto que hace unos 20 años una fotocopiadora únicamente se limitaba a hacer eso, precisamente copias de documentos, a día de hoy son poco menos que una estación multimedia. No solamente podemos hacer fotocopias sino que al mismo tiempo también podemos enviar faxes y también podemos escanear cientos de miles de documentos. Y lo mejor de todo es que tienen unos precios muy atractivos y son realmente rápidas.


Aunque si tenemos que hablar de un elemento curioso tenemos que hablar de la destructora de papel fellowes. Y es que, estas destructoras de papel son elementos que han ahorrado sobre todo mucho tiempo a las personas que tenía que destruir cientos de documentos. A día de hoy, no solamente no hace falta invertir tiempo sino que tampoco hace falta invertir esfuerzo. Estos dispositivos lo hacen por nosotros en un abrir y cerrar de ojos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *